Nuevas investigaciones revelan que  las personas que piensan mucho y se preocupan cuando no piensan con tanta frecuencia, son genios potenciales.

 

“Existe un hilo muy delgado que separa la genialidad de la locura. El loco sueña con un mundo, el genio… lo construye”

Roberto Recillas

 

Creo que todos conocemos a alguien que llamarías freak o un angustiado de primera. Parece que tardan una eternidad en averiguar lo que tienen que hacer. Ellos, en definitiva, nos pueden frustrar, pero de acuerdo a un estudio reciente, las personas con estos rasgos  en realidad son personas muy creativas.

 

Los investigadores en el Colegio del Rey en Londres hicieron la conexión entre la ansiedad y también tienen una imaginación más fuerte según el Dr. Adam Perkins, un experto en neurobiología de la personalidad:

 

“Se me ocurrió que si sucede que tiene una preferencia sobre los pensamientos autogenerados negativamente, debido a los altos niveles de actividad espontánea en las partes de la corteza prefrontal medial que rigen la percepción consciente de la amenaza y que también tienen una tendencia a cambiar, a entrar en pánico antes de lo que lo haga la gente común, debido a que posee especialmente alta reactividad en el núcleo basolateral de la amígdala, entonces eso significa que puedes experimentar intensas emociones negativas, incluso cuando no hay amenaza presente. Esto podría significar que, por razones neuronales específicas, puntuaciones altas en un aspecto neurótico tienen una imaginación muy activa, que actúa como un generador amenazador incorporado “.

 

En cierto sentido, la preocupación es la madre de la invención. Cuando se piensa en ello, tiene sentido. Muchos de nuestros grandes avances a través de los años fueron el resultado de la preocupación. ¿La energía nuclear? La preocupación sobre la energía. ¿Armas avanzadas? La preocupación de la invasión. ¿Avances médicos? La preocupación sobre la enfermedad y la muerte.

 

La vívida imaginación ha ayudado a la humanidad a adaptarse mejor a la naturaleza. Una vez más, el Dr. Perkins dice:

“La gente alegre, feliz y despreocupada, por definición, no provienen de los problemas y por lo tanto están en desventaja cuando tienen que resolver los problemas en comparación con personas más neuróticas. Tenemos una comprobación de validez útil para nuestra teoría, ya que es fácil observar que muchos genios parecen tener una tendencia inquietante, infeliz que insinúa que son bastante desarrollados en el espectro neurótico. Por ejemplo, piensa en las historias de vida de Isaac Newton, Charles Darwin, Vincent Van Gogh, Kurt Cobain, etc. Tal vez la relación entre la creatividad y el neuroticismo fue resumida más sucinta de todos por John Lennon cuando dijo: “El genio es dolor'”

Así que la próxima vez que discrimines a alguien por mirar abajo al preocuparse. Piensa que puede ser un genio que está mal enfocado.

 

Te gustaría conocer esta herramienta más de cerca y ver como tus empleados se transforman? Acompáñanos en este descubrimiento con una clase muestra gratuita dando click AQUÍ.

 

Nos vemos en la cima

Roberto Recillas

Simpleness Master